Viviré,
aunque me lo pongas
tan difícil y me hieran
tus cartas mis adentros,
juro y te juro por momentos
que aunque me cueste,
seguiré sonriendo.
Una lágrima mía será lluvia
que recorra mi cara
paso a paso,
y si hay que beber
llenaría un vaso,
para apagar la sed
de mi amargura.
Pero tú no te reirás
de mi fracaso,
y aunque es muy lenta
muy lenta
mi carrera, te juro
que no llegaré primero,
pero sí dejo huella
en cada paso.

Poesía es el camino
que flanquean las palabras,
escribes lo que no hablas.
Poesía es esa letra
que pinta cada poeta;
lo que es un papel vacío
empieza a emerger belleza
con esos versos bonitos
que salen de tu cabeza.
Qué es sentido, qué es sentir
qué es vivido, qué es vivir.
Pues todo eso es poesía,
el llorar y la alegría
de sentir que vives vida,
del aire cuando respiras.
Siempre un sentimiento puro,
escribir siempre constante
desde este lugar oscuro
y, aunque parezca arrogante,
por mi letra te lo juro.
Donde iluminan mis ojos
la pluma con la que escribo
las palabras a mi antojo.
Cansado, pero feliz
porque vivo con tesón
al poder transmitir
latidos del corazón.